crosc scol
GRACIAS A TU DONACION ESTA PAGINA PODRA SEGUIR FUNCIONANDO

Comentarios de Puntadas católicas
COMPARTE ESTA ENTRADA



SIGUENOS
Síguenos en TwitterSiguenos en FacebookSiguenos en Google+Siguenos en PicasaSiguenos en YouTubeSiguenos en BloggerSiguenos en Blogger

35a. sesión. El Apocalipsis

Autor: P Antonio Rivero LC | Fuente: Catholic.net
Apocalipsis quiere decir anuncio de lo que va a suceder, significa revelación.

EL APOCALIPSIS



I. INTRODUCCIÓN


¡Hemos llegado al final de esta gran travesía a través de la Biblia! Abramos el último libro: el Apocalipsis, por demás, fascinante y misterioso. Por un lado ejerce en quien lo lee un hechizo particular, porque se siente trasladado a un universo misterioso, rico de símbolos y de experiencias religiosas: sus imágenes atrevidas, sus personajes, sus cantos, el conjunto del desarrollo...todo invita a adentrarse en él para descubrir un mensaje escondido. Por otro lado, su lectura conduce al desconcierto manifiesto, en un racimo de preguntas: ¿Qué significan exactamente los numerosos símbolos del libro? ¿Por qué un mensaje escondido? ¿Es posible descifrarlo y comprenderlo hoy, después de tantos años?

La palabra Apocalipsis procede de un término griego que significa retirar el velo, descubrir el misterio que hay detrás de una persona, una cosa o un acontecimiento. Por tanto, en el Apocalipsis Dios quiere revelarnos algo.


II. OBJETIVO DOCTRINAL: Descubrir lo que hay detrás de este libro, con el corazón abierto a la verdad.


III. OBJETIVO VIVENCIAL: Terminar nuestra vida diciendo a Dios: “Maranatha”, es decir; “Ven, Señor”.


IV. TESIS: El Apocalipsis es como un gran resumen de la Biblia. Allí se encuentran temas de los profetas, de los sabios, de los Evangelios y de las epístolas. Apocalipsis quiere decir anuncio de lo que va a suceder. Apocalipsis significa revelación, levantar el velo que oculta o impide ver algo. El Apocalipsis describe la lucha que todo cristiano tiene que entablar contra las potencias infernales, para poder recibir al final la corona de la vida que no se marchita. La victoria es segura para quienes luchan con Cristo.


V. EXPLICACIÓN DE LA TESIS:

1. Autor, fecha y destinatarios


San Juan es el autor de este libro . Se encontraba desterrado en Patmos, por orden del emperador Domiciano, probablemente hacia el año 96. La persecución anda destrozando todas las Iglesias de Cristo y Juan se pregunta angustiado: ¿Por qué Dios permite tanto mal, tanta persecución ?

Un domingo por la tarde, Dios le da la respuesta por medio de cuatro visiones, que son como cuatro emocionantísimas películas en las cuales se revela todo lo malo y lo bueno que va a suceder.

La fecha de composición del libro se sitúa hacia el final del primer siglo, entre los años 95-98 d.C.

Los destinatarios del libro son los cristianos perseguidos, para así alentarlos en la lucha. Cristianos amenazados por la persecución y por la seducción, con el consiguiente riesgo de muerte y de deserción. La amenaza procede de fuera (del poder político que se concreta en el imperio romano), pero también de dentro (de círculos cristianos que se han apartado de la verdadera fe).


2. Características literarias

a) Carácter simbólico: san Juan les habla en símbolos, porque es mensaje de un prisionero a un pueblo cristiano terriblemente perseguido; era, pues, necesario usar para todo un lenguaje especial de símbolos y claves que los cristianos sí entendieran, pero no los perseguidores. Veamos algunos de estos símbolos:

  • El 6: es algo imperfecto; impotencia para llegar a 7. Por eso, la bestia enemiga de Cristo se llama 666, o sea, la que nunca logra llegar a la perfección en nada.
  • El 7: es un número que significa perfección, algo completo.
  • 3 y medio: o sea la mitad de 7: es señal de algo que dura poco y luego pasa. Así las persecuciones de los buenos duran 3 y medio de años.
  • 1.000: es el número inmenso, indefinido.
  • Gran Dragón: Satanás.
  • Las bestias: los enemigos de Dios, muy poderosos y se encuentran en todas partes. Pero al final son derrotados. Hay dos bestias: la primera es el Imperio Romano, con sus autoridades (10 cabezas) y su mucho poder (siete cuernos), pero también es personificación de todo poder humano y político que oprime a la Iglesia. La segunda bestia es un falso cordero, o personificación de las falsas doctrinas y falsas religiones o falsos maestros que seducen a la gente.
  • La mujer es la Iglesia. La tradición ve también en ella a María.
  • Una estrella significa un ángel.
  • Un candelabro representa una iglesia particular.
  • Las siete lámparas de fuego evocan a los 7 espíritus de Dios. Parecerían los mismos de Tobías 12, 5. San Victorino, cuyo comentario es el más antiguo de los escritos en latín, ve en estos siete espíritus como en las siete lámparas (4, 5), los dones del Espíritu Septiforme.
  • Los 7 cuernos y 7 ojos del Cordero: indican plenitud de poder (cuernos) y perfección de ciencia (ojos).
  • El libro es la misma historia humana, que esconde dentro de ella el designio misterioso de Dios sobre los acontecimientos.
  • Los cuatro caballos: los caballos, rojo, negro y verde, indican las grandes plagas de la humanidad: la violencia, la injusticia social y la muerte, con todos los males que acarrean. Y el caballo blanco representa a Cristo resucitado que combatirá y vencerá a esos otros caballos.
  • Los siete sellos: el quinto sello son los mártires que piden justicia por su sangre derramada. El sexto sello indica la llegada del gran día de la cólera de Dios sobre las divinidades paganas (astros) y la derrota de la maldad (los poderosos). El séptimo sello con las siete trompetas que anuncian solemnemente la presencia de Dios en la historia, que va destruyendo todas las fuerzas del mal y propiciando la conversión de los hombres.
  • Los ciento cuarenta y cuatro mil: son el resultado de multiplicar las doce tribus de Israel por doce, y luego por mil que es la cifra de la historia de la salvación. Esta cifra representa a los cristianos que han sido marcados por el sello indeleble del bautismo y que gozan de una especialísima protección divina.
  • Los 24 ancianos: son las 12 tribus de Israel más los 12 Apóstoles del Cordero; representan la totalidad de los Santos que han intervenido activamente en la historia de la Salvación.
  • Los cuatro seres vivientes: (león, toro, hombre, ángel): significan el mundo de la criaturas, que Dios domina y que están al servicio del Todopoderoso. La tradición de la Iglesia ha visto siempre en estos cuatro vivientes los símbolos de los cuatro evangelistas: Marcos (león ), Mateo (hombre ), Juan (águila ) y Lucas (toro ).
  • 666: es la bestia más cruel. Según las reglas de la simbología de número, leído en caracteres hebraicos, este número corresponde a Nerón César. La cifra no es 777, es decir, crueldad total, sino 666, eso se refiere a una violencia cruel, pero no total.
  • Los tres ángeles: son los predicadores del Reino de Dios, los profetas, los misioneros, que anuncian conversión. Son los heraldos de Dios que anuncian el juicio sobre la historia humana.
  • Babilonia, la prostituta. Directamente es Roma y el Imperio Romano. Pero también es todo poder político que se opone al plan salvífico de Dios en Cristo. Las 7 cabezas son las 7 colinas de Roma y sus 7 emperadores; el sexto es Nerón y el séptimo es Domiciano.
  • Los tres espíritus inmundos en forma de sapos: son los mensajeros de la trinidad infernal, en contraposición de la Trinidad celeste, y actúan como sapos en las tinieblas y clandestinamente.
  • Gog y Magog: es el proverbial símbolo de todas las potencias hostiles al pueblo de Dios, las cuales combaten a la Iglesia con poderes terrenales, animados por Satanás.


    b) El género es el apocalíptico , modo especial de contar lo que va a suceder en el futuro. No es lo mismo el género apocalíptico y el género profético. El género apocalíptico intensifica los símbolos, las visiones, y se proyecta más hacia la historia vista en un sentido global, que trasciende el determinado acontecimiento del presente, mientras que la profecía normalmente se queda en interpretar unos hechos históricos determinados.


    c) Diversas interpretaciones del Apocalipsis:

  • Una, el pensar que se trata de la historia contemporánea del autor, expuesta con colores apocalípticos. Esta interpretación quitaría a los anuncios de san Juan toda sus trascendencia profética y en consecuencia su valor espiritual para el creyente.

  • La segunda teoría, llamada de recapitulación, busca en el libro de san Juan los diversas fases de la historia eclesiástica, pasadas o futuras, o por lo menos de la historia primera de la Iglesia hasta los siglos IV y V, sin excluir el final de los tiempos.

  • La tercera interpretación ve en el Apocalipsis exclusivamente un libro profético escatológico, como lo hicieron sus primeros comentadores e intérpretes, es decir, san Ireneo, san Hipólito, san Victorino, san Gregorio Magno. Esta interpretación se ha impuesto hoy sobre las demás. Y dado que en los 404 versículos del Apocalipsis se encuentran 518 citas del Antiguo Testamento, de las cuales 88 son tomadas del profeta Daniel, es necesario buscar las luces de interpretación de esta divina profecía en la misma Biblia, sobre todo, en el Antiguo Testamento


    3. División y contenido temático

    a) Prólogo

    b) Primera parte:
    las siete cartas a la iglesia (1-3): proceso de conversión en presencia de Cristo resucitado. Este es el esquema de la carta:

  • Dirección de la carta.
  • Autopresentación de Cristo.
  • Alabanzas.
  • Reproches.
  • Exhortación a la conversión.
  • Promesa del Vencedor.
  • Fórmula de aviso.

    c) Segunda parte: (4-21): desarrollo y desenlace de la historia de la salvación. El momento crucial es el choque de las fuerzas antagónicas (las fuerzas diabólicas), cuyo desenlace es la victoria de la esposa (la Iglesia de Cristo).

    d) Epílogo (22) en forma de diálogo litúrgico, donde interviene el autor sagrado, el ángel, Jesús y la asamblea.


    4. Contenido teológico y espiritual

    Fin del libro: Por una parte, san Juan quiere quitar el velo y revelar el significado de la historia, de los acontecimientos que están pasando en la vida del hombre y de la Iglesia; y, por otra, quiere alertar a los cristianos a mantenerse firmes, a no desalentarse a pesar de las persecuciones, pues el triunfo de Cristo va a llegar. El Apocalipsis es como un sonar de trompetas y tambores que anuncian el más grande de los combates y la más espectacular de las victorias: la victoria de Cristo sobre las fuerzas del mal.

    Contenido:

    a) El centro de todo el libro es Cristo Jesús:
    su mensaje, sus luchas, sus amigos, sus adversarios, el inmenso triunfo que va a obtener. Viene presentado como el Cordero degollado, como un Jinete en un caballo blanco, como el Hijo del hombre lleno de inmensa majestad. Así viene descrito:

  • Con larga túnica, porque es sacerdote.
  • Con cinturón de oro, por ser rey.
  • Con cabellos blancos, porque es eterno.
  • Con pies de bronce, porque es inconmovible y muy firme.
  • Con siete estrellas en la mano, porque gobierna todas las iglesias.
  • Con su lengua que es espada afilada, o sea su Palabra penetra hasta los corazones. Esa lengua dice: “Fui muerto y ahora estoy vivo”.
  • Trae para cada uno de sus amigos una recompensa, proporcionada a las buenas obras que cada uno haya hecho.

    b) El Apocalipsis se presenta como la narración de una gran batalla, una lucha entre el bien y el mal, y cuyos personajes son:

  • A un lado: Cristo Jesús, san Miguel y sus Ángeles. Una mujer vestida de sol, con la luna y 12 estrellas bajo sus pies. 144.000 que tienen el alma pura; todos los que han sufrido el martirio. Dos testigos de Jesús que son muertos pero luego vuelven a vivir (¿san Pedro y san Pablo?). Toda la Jerusalén celestial. 24 ancianos Venerables.

  • De otro lado: Satán, caído del cielo y lleno de rabia y amargura. Dejado libre por mil años para atacar. Puede atacar (tentaciones) pero no puede matar. Babilonia, o maldad de la Ciudad grande. Un enorme dragón con todo su ejército: los malos espíritus. La bestia del mar: las persecuciones. La bestia de la tierra: las herejías y errores que atacan siempre a la Iglesia.

    El combate tiene tres fases:

  • Sufrimiento para los buenos.
  • Paciencia y heroísmo de quienes siguen a Cristo
  • Emocionante premio en la Jerusalén celestial para todos los que permanecieron fieles al Señor Jesús. El libro termina con la más bella oración: “Ven, Señor Jesús”.

    c) El Apocalipsis habla del presente, para proyectarse al futuro: pretende abrazar a toda la historia de la humanidad. Habla de las persecuciones presentes, pero va más allá, ve la lucha de las fuerzas del mal, de la muerte, contra los testigos de la vida. A esto se lo ha llamado la dimensión histórica y proyección escatológica del Apocalipsis.

    d) El Apocalipsis es un grito de esperanza: Inmersos en las dificultades del presente, los cristianos podrían caer en el desaliento. El mal parece victorioso. Sin embargo, su tiempo es contado, su poder es limitado. El vencedor final de esta singular lucha entre el bien y el mal será Dios, junto a aquellos que permanecieron fieles a Él. Por eso, el Apocalipsis es el gran libro de la esperanza cristiana, pues desde la primera a la última página aletea el grito esperanzador: “tengan paciencia, sean fuertes en la prueba, porque el mal será vencido; ¡Cristo, el Cordero victorioso llevará consigo a los que serán fieles a Él! Juan invita a todos los cristianos de todos los tiempos a no claudicar y a tener viva la esperanza en la Iglesia de Cristo.



    VI. CONCLUSIÓN: El cristiano tiene que leer el Apocalipsis no en busca de fechas del fin del mundo, ni del número de cuántos se salvarán...porque el libro bíblico no da ningún dato al respecto. El cristiano lee el Apocalipsis como Palabra de Dios que lo quiere alentar en los momentos de prueba, de pesimismo, y encontrará en este maravilloso libro inspirado una gran esperanza de la victoria del bien, de Cristo, y una invitación a mantenerse fiel al Señor y al testimonio de su fe. Hay que leer este libro, no con prisa, sino lentamente, intercalado de profundas pausas y atentos silencios. Es preciso comprender el contenido del símbolo desde la situación concreta que el lector está viviendo: de su historia personal, de la comunidad cristiana, de la Iglesia, de los hombres. Es preciso contrastar el símbolo con la historia. De lo contrario quedará en pura ficción desencarnada, sin ese poder que encierra para iluminar y orientar nuestra marcha por el mundo hacia la eternidad de Dios. El Apocalipsis no es un libro fácil, ni está escrito para gente curiosa; es la respuesta divina al grito de la humanidad y al perseverante testimonio de la fe de la Iglesia.


    VII. ORACIÓN: Señor, mi vida está en tus manos. No tengo miedo a las pruebas de la vida, porque tú vas conmigo, alentándome, consolándome. Tampoco tengo que preocuparme por el día final, pues vendrás tú a buscarme y a darme el premio a mis buenas obras, que hice con la ayuda de tu gracia. ¡Ven, Señor Jesús! Sigue sosteniendo a tu Iglesia, que es atacada por todas partes. Las puertas del infierno no podrán contra ella, porque tú eres Dios. Convierte a los enemigos de tu amada Iglesia, pues también son tus hijos, para que puedan gozar todos de la ternura y solicitud de tu Iglesia. Amén.



    ______________________________
    1. Otros exegetas dicen que el autor es más bien un discípulo proveniente de la comunidad joánica, que se ampara bajo la autoridad moral del apóstol Juan.
    1. Se trata de las persecuciones de los emperadores romanos Nerón y Domiciano.
    1. San Juan saca sus símbolos del Antiguo Testamento y de la literatura judaica del tiempo. Hay símbolos:
      a) Cósmicos, que significan la dimensión celestial, la presencia de Dios: rayos, sol negro, terremotos.
      b) Del mundo animal: aluden a las fuerzas sobrehumanas, descomunales como presencia de las fuerzas del mal, pero siempre controladas por Dios (dragón, bestia, etc).
      c) De colores: los colores adquieren una significación espiritual: el rojo significa violencia y crueldad; el blanco evoca al mundo sobrenatural especialmente a la resurrección; el verde indica la caducidad de la vida; el negro es la muerte; el rojo escarlata o púrpura evoca las riquezas mal adquiridas, las manchas de la prostitución espiritual.
      d) De números: los números expresan realidades espirituales: el 3 indica abundancia, plenitud; el 7 perfección y totalidad (los siete días de la creación; los siete dones del Espíritu Santo); el 12 recuerda la historia de la salvación (12 tribus; 12 apóstoles)
    1. Porque empieza diciendo que Jesús ayunaba en el desierto y las fieras hacían compañía
    1. Porque su evangelio empieza haciendo la lista de los antepasados que Jesús tuvo como hombre.
    1. Porque así como el águila es el ave que más altura consigue, así el evangelista que más se elevó hasta los secretos de la Divinidad ha sido san Juan.
    1. Porque su evangelio empieza narrando los sacrificios que se hacían en el templo, donde cada tarde se sacrificaba una res. Además, el buey es manso, y san Lucas describe muy bien la mansedumbre de Jesús
    1. La literatura apocalíptica surgió para alimentar la esperanza del pueblo en situaciones críticas y difíciles


  • CUESTIONARIIO

    1. ¿Cuál es el principal objetivo del Apocalípsis, qué nos quiere decir Juan en este libro?

    2. ¿Qué fin tiene este "combate" que se presenta en el Apocalipsis entre el bien y el mal?

    3. ¿Te queda claro que es importante no quedarnos con los símbolos, para no quedarnos con una ficción, sino historia vivida para iluminar nuestra vida a la eternidad?
    Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
    TRANSLATE


    EnglishcvFrenchGermanSpainItalianDutchRussianPortugueseJapaneseKoreanArabicChinese Simplified